Esta entrada podría titularse tambien “Efectos prácticos de considerar que la política es un asunto de marketing” y tiene que ver con una entrada anterior. Estas personas que interpelan a Errejón le están preguntando por el debate tecnocrático, el de la realidad, el de “¿cómo puede ser que prometáis humo y no hagáis nada?”. No tienen respuestas. Hoy dicen en una entrevista a Irene Montero: “Ahora Montero sabe que los cielos no se asaltan. Ha aprendido que “la política institucional no se puede forzar tanto como para responder a la prisa que tiene la gente”. Os recomiendo ni pinchar en el enlace: se abren no sé cuántos vídeos con reproducción automática y los audios a todo volumen, incomprensible.

Unos ciudadanos hartos han hablado claro con Errejón. Le interpelan, le dicen lo que consideran que va mal. Esa es su única oportunidad de hacerse oír porque en las redes sociales ningún político, ni medio de comunicación, ni periodista ni siquera asesor de comunicación, hace el menor signo de escuchar a nadie, a no ser que sea una celebridad como él (se considera). Están intentando comunicarse, nada más y nada menos. Luego, cuando Errejón y compañía les dan la espalda, es cuando comienza el escrache.

No me extrañaría nada que esto empezara a hacerse cada vez más frecuente porque Podemos canalizó aquella indignación que había en 2015 pero han pasado 4 años y la gente maltratada ve que todo sigue igual. Si los políticos no se toman en serio (que no se lo van a tomar, porque están viviendo en una realidad paralela) que la indignación es honda, quizá tengamos chalecos amarillos en España en algún momento de la próxima legislatura.

La política se ha convertido en un espectáculo tan falso como insultante para los individuos con inteligencia media: televisión, egos, alienación cultural, capitalismo afectivo. Y Jorge Marirrodriga lo escribe en El País: a falta de razones (que no existen) pongamos corazones 💕

Las mejores frases de los interlocutores de Errejón.

«A nivel práctico, la gente se piensa que la política son unos tíos hablando por la tele»

«Las casas de apuestas están aumentado, la droga está asolando a la juventud y queremos saber qué estáis haciendo vosotros mientras estáis con vuestra batalla de egos a ver quién la tiene más grande dentro del Congreso»
«Políticas reales no sólo salir por la tele, organizar a las familias obreras (…) El problema es que si llegáis vosotros al poder vais a hacer lo mismo, no vais a hacer nada»